3 Playas paradisíacas de la Riviera Maya

Punta Maroma

Punta Maroma es una de las zonas costeras más hermosas de Quintana Roo. Es la playa favorita de los recién casados, quienes disfrutan allí de su Luna de Miel, aunque no cuenta con una infraestructura turística demasiado grande en la zona. Los centros de alojamiento son principalmente complejos de cabañas.

Para muchos de los viajeros que visitan esta zona de Quintana Roo por vez primera, Punta Maroma se les presenta como una piscina de cristalinas aguas turquesa, perfecta para la práctica de la natación y el buceo. Sobresale además para fines de submarinismo, por los coloridos arrecifes que allí se encuentran.

Es especialmente recomendable dar un paseo por el río de agua dulce de origen subterráneo que desemboca en el vasto Mar Caribe. Un dato a tomar en cuenta es que, entre Punta Maroma y Punta Bete se localiza Tres Ríos, un parque temático interesante como pocos, además de un río de agua dulce y otras maravillas de enorme atractivo ecoturístico.

Lo que los turistas tienen garantizado en Punta Maroma es un conjunto de playas casi vírgenes, paisajes que de tan hermosos quitan el aliento y un rincón de clima privilegiado para dejar a un lado los problemas y dedicarse a disfrutar a lo grande. Además, Punta Maroma se ubica no lejos de Punta Bete, otra referencia ineludible en lo que se refiere a lugares paradisiacos en el Caribe Mexicano.

Punta Bete tiene también playas imperdibles, un apacible mar, adecuado para varios deportes acuáticos, cabañas, rústicos restaurantes y una zona para acampar. Visitar Punta Maroma puede complementarse con un paseo a Punta Bete y también a Xcalco, un sitio cercano que además de un mar de apacible oleaje, incluye un sitio arqueológico pequeño pero de gran interés.

Ubicacion de Punta Maroma
Se localiza a 35 km del aeropuerto internacional de Cancún y a unos 15 kilómetros al noreste de Playa del Carmen.

 

Playa Paraíso, Tulum

Si existe el Edén, seguramente se parece a Playa Paraíso. Este paradisiaco rincón caribeño se ubica en el corazón de la Riviera Maya ha sido citado entre las playas más bellas del mundo en diversas revistas y canales de viaje. Por si fuera poco, Playa Paraíso está enmarcada por las antiguas ruinas mayas deTulum, las cuales se localizan a sólo 1 km de distancia.

Aquí renunciarás a los camastros, pues tenderse a tomar el sol sobre la arena aterciopelada de esta playa es una tentación irresistible por su extraordinaria suavidad y blancura.

En esta zona de la Riviera disfrutarás de paisajes fuera de serie con las hermosas tonalidades que adquiere el mar Caribe; como si se tratase de una pintura matizada en azules, el color del cielo se funde con el del océano creando imágenes de ensueño.

Cuando conozcas Playa Paraíso, seguramente la incluirás entre tus lugares favoritos en el mundo, ya que sus alrededores también están llenos los atractivos turísticos imperdibles.

Qué hacer

A la salida de la zona arqueológica encontrarás una pequeña carretera que funciona como corredor para conectar las playas aledañas, entre las que se encuentra Playa Paraíso.

Cada una tiene su respectiva señalización. Puedes llegar caminando aunque el calor puede ser muy intenso dependiendo de la hora del día. En todo caso, puedes tomar uno de los taxis que operan en esa zona.

Al llegar a Playa Paraíso te recomendamos acercarte a uno de los módulos turísticos que ofrecen tours para practicar snorkel en la zona de arrecifes frente a la costa.

El tour dura una hora y se puede optar por extenderlo para conocer una zona de cañones sumergidos. De regreso a la playa puedes relajarte bajo la sombra de una palapa o acercarte a alguno de los clubs de playa con servicio de bar.

Cómo llegar

Desde Cancún o Playa del Carmen puedes rentar un automóvil y conducir por la carretera 307 hasta la zona arqueológica de Tulum, o bien tomar un autobús desde ambos puntos al mismo destino. El tiempo de viaje desde Cancún es de hora y media, mientras que desde Playa del Carmen se reduce a 40 minutos.

 

Xpu-Ha 

Su significado en maya es “estero de dos aguas”, esta es una fascinante playa cuya profundidad es de apenas medio metro, en donde se puede practicar deportes que van desde el buceo, hasta el kayac, por que casi no hay olas y el sol le da un sentido cristalino.

Para acceder a este lugar solo se puede por caminos de terracería que parte de la carretera hasta sus playas de suave pendiente y regular oleaje.

En este lugar paradisiaco podrás encontrar, cabañas, dos pequeños hoteles y, en el extremo sur, uno de dimensiones considerables. Sus transparentes aguas son perfectas para nadar y aventurarse a bucear en los cercanos manchones arrecifales.

Al norte podrás encontrar en una zona rocosa, se halla la caleta que conecta con un impresionante cenote dentro de los manglares. En la caleta es posible observar peces multicolores y entre los manglares garzas.

En este hermoso lugar encontraras playas, ruinas antiguas, especies de flora y fauna, aquí podrás encontrar diversas facilidades para el descanso en la región.

Una hermosa franja de finas arenas blancas sirve de pieza clave al mencionado parque Ecológico, donde se localiza además el Cenote Manatí uno de los mayores de la región y una laguna con el mismo nombre de la instalación.

La relación de atractivos para los visitantes incluye programas de buceo, recorridos  por cenotes, un aviario, rediles de animales, viajes en catamarán y clases opcionales destinadas a los amantes del inmersionismo.

No Comments Yet

Leave a Reply